Científicos descubren las causas reales del autismo

Científicos de la Universidad de Columbia en Nueva York han descubierto que las personas con autismo tienen demasiadas “conexiones cerebrales”, es decir tienen demasiadas sinapsis (unión funcional intercelular especializada entre neuronas) en el cerebro. Las sinapsis son lugares en los que las neuronas se conectan y comunican. Se exceden debido a la falta de “poda” que normalmente ocurre a temprana edad en la vida de las personas.

Este descubrimiento es un enorme salto en la comprensión de la condición compleja del autismo y podría allanar el camino para posibles tratamientos

En ratones con rasgos autistas, estos científicos han sido capaces de restaurar la poda sináptica y reducir los síntomas.

Por lo general, el uso de medicamentos utilizados para suprimir el sistema inmunológico de los pacientes con trasplantes ayudan a reducir las conductas tipificadas como autistas. La droga llamada rapamicina utilizada en pacientes autistas, tiene efectos secundarios muy grandes que lo convierten en un tratamiento inadecuado. De acuerdo con el estudio publicado en la revista Neuron, este descubrimiento abre la puerta para la posibilidad de otras terapias para reducir el número de sinapsis.

El profesor Jeffrey Lieberman, jefe de psiquiatría en la Universidad de Columbia Medical Center de Nueva York, donde se realizó la investigación, dijo: “Este es un hallazgo importante que podría conducir a una estrategia terapéutica muy necesaria y novedosa para el autismo “

El autismo cubre una amplia gama de trastornos del comportamiento que reduce  la capacidad de estos enfermos para comunicarse y relacionarse con otras personas. Se cree que es provocada por una combinación de factores genéticos y ambientales que impactan dañando el desarrollo del cerebro.

Durante el desarrollo normal del cerebro, la formación de la sinapsis se produce en la infancia, en la corteza cerebral, región estrechamente ligada al comportamiento autista. Con la aparición pronta de la adolescencia se realiza la poda que elimina más de la mitad de estas sinapsis corticales.

Las sinapsis son conocidas por ser afectadas por varios genes relacionados con el autismo, lo que lleva a la especulación sobre el papel que van a jugar en esa condición mas adelante. Los científicos de la Universidad de Columbia examinaron los cerebros de 26 niños y jóvenes autistas de 2 a 20 años de edad que murieron por una variedad de causas.

Los investigadores encontraron que al finalizar la infancia, la densidad de la columna vertebral se redujo en cerca de la mitad en los cerebros sanos, pero sólo en un 16 por ciento en los cerebros de las personas autistas.

El investigador principal, profesor David Sulzer, dijo: “Es la primera vez que alguien ha logrado ver los daños que causa la falta de poda durante el desarrollo de los niños con autismo, aunque los números más bajos de sinapsis en algunas áreas del cerebro se han detectado en cerebros de pacientes de edad avanzada y en ratones con conductas de tipo autista “.

En los ratones de laboratorio, el problema de la poda se atribuye a una proteína llamada mTOR donde su hiperactividad suprimió la capacidad de las células cerebrales para podarse ellas mismas.

Los científicos también encontraron grandes cantidades de esta proteína presente en el cerebro de los enfermos de autismo. La rapamicina inhibe la proteina mTOR y la autofagia (proceso celular que se encarga de la degradación y reciclaje de componentes celulares) restaurando a que la poda sináptica sea normal en los ratones, aún en la etapas tardías donde los animales ya mostraban signos de autismo.

El profesor Sulzer dijo :. “El hecho de que podamos ver cambios en el comportamiento sugiere que si podemos encontrar una mejor droga el autismo puede ser tratable después de que ya ha sido diagnosticado en un niño, .” Y agregó: “mientras mucha gente está pensando aprender sobre la formación de nuevas sinapsis, su eliminación inapropiada puede ser igual de importante.

Lo mas importante de estos hallazgos es que cientos de genes se han relacionado con el autismo, y que los humanos sujetos del estudio que tenian hiperactividad de la proteina mTOR, la autofagia disminuyó, y todos carecían de poda sináptica normal.

Carol Povey, director del Centro de la Sociedad Nacional del Autismo del Centro para el Autismo, dijo: “Esta investigación interesante puede ayudar a desarrollar nuestra comprensión de las complejas diferencias cerebrales que existen entre las personas lastimadas con autismo y los que no tienen esa condición”.

Sin embargo el desarrollo de cualquier droga para tratar el “autismo” debería ser tratada con precaución. Aparte de considerar las implicaciones éticas, nos preguntamos si es posible extrapolar los efectos de la medicación en ratones que supuestamente exhiben comportamientos autistas como para tratar a seres humanos que tienen en realidad esta discapacidad. “

Fuente: Mail OnLine

LEAVE A COMMENT

Plugin creado por AcIDc00L: bundles
Plugin Modo Mantenimiento patrocinado por: seo valencia